MENU
 
Sakata Seed Iberica

Blog / Noticias

El brócoli, a examen: un nuevo estudio revela su verdadero impacto en la salud.

¿Qué efectos sobre la salud puede tener consumir brócoli?

Se trata probablemente de la revisión más exhaustiva realizada hasta el momento sobre los efectos del brócoli en la salud.

El indiscutible alto valor nutricional del brócoli es lo que ha llevado a la AEDN a analizar concretamente qué efectos sobre la salud y la prevención de enfermedades podría tener un consumo alto o habitual de esta verdura. Sin apenas aporte energético, sus extraordinarias cualidades vienen dadas por su contenido en fibra, potasio, folatos y vitaminas C y K, entre otras. Además, como el resto de las crucíferas, contiene unas sustancias fitoquímicas bioactivas llamadas glucosinolatos que le otorgan un potente poder contra el daño oxidativo.

Algunos estudios ya han observado anteriormente una relación entre las dietas ricas en hortalizas crucíferas, como brócoli, coliflor, coles de Bruselas, repollo… con un menor riesgo de varios tipos de cáncer, tales como el pulmonar, gastrointestinal, gástrico, páncreas, colorrectal, vejigas, riñón, ovario, mama y próstata, así como con una reducción del riesgo cardiovascular.

¿Puede prevenir el cáncer?

Este parece ser el principal foco de atención en los estudios relacionados con las propiedades del brócoli en la salud. Y lo cierto es que la revisión de estos arroja unos resultados interesantes, puesto que las personas que consumieron brócoli de manera habitual han resultado presentar una probabilidad menor de sufrir algunos tipos de cáncer que aquellas que no lo incluían o lo hacían en menor medida. Estas diferencias fueron significativas sobre todo para el cáncer respiratorio, aparato reproductor, páncreas y cáncer colorrectal, siendo posiblemente este último aquel que más se vería afectado por el efecto protector del consumo del brócoli.

Su papel protector contra las enfermedades cardiovasculares

Otro de los resultados que arroja este estudio, que podría ser la revisión más exhaustiva realizada hasta el momento sobre los efectos del brócoli en la salud, tiene que ver con el riesgo cardiovascular. En concreto, se ha encontrado que el consumo del brócoli podría suponer hasta un 37% menos de riesgo de padecer un ictus, un infarto o morir por causa cardiovascular.

Brócoli y salud intestinal

Parece, además, que el consumo del brócoli no solo podría reducir el riesgo de estreñimiento, sino que, además, intervendría de forma positiva en la composición y función de la microbiota gastrointestinal humana. Una buena salud de la microbiota intestinal es imprescindible para la absorción de nutrientes y el buen funcionamiento del sistema inmunitario, entre otros factores.

Además, en un webinar impartido por la AEDN en el que exponían los resultados del estudio, proporcionaros algunas claves acerca del cocinado y conservación del brócoli para mantener todas sus cualidades. Entre los consejos se encontraba el de cocinar el brócoli al vapor o en un salteado a fuego fuerte: “son las mejores formas para conservar al máximo propiedades, vitaminas y minerales y además lo mantienen al dente y con más sabor” destacaba Giuseppe Rusolillo, presidente de la Academia Española de Nutrición y Dietética.